ODF es elegido como formato para documentos oficiales en Reino Unido

El Gobierno de Reino Unido ha materializado su intención de usar formatos abiertos para sus comunicaciones oficiales tanto internas como externas para quebrar la dependencia de los grandes oligopolios de software, como lo comentaba Francis Mauden, ministro de presidencia, en enero de este año. De esta manera se logra buscar un mercado más abierto a las tecnologías de la información.

En febrero mismo, Microsoft escribía una carta abierta (irónicamente en formato docx) donde le pedía al gobierno reconsiderar citando los dudosos beneficios que podrían recibir los ciudadanos por la adopción de esta medida.

En el anuncio oficial detallan los siguientes formatos elegidos como estándares:

  • PDF/A o HTML para visualizar documentos del gobierno.
  • Open Document Format (ODF) para compartir o colaborar con documentos del gobierno.

En los últimos años nos hemos alejado de un pequeño oligopolio de proveedores de TI para crear un mercado más abierto. Y sin embargo el software que usamos en el gobierno sigue siendo provisto por un puñado de grandes empresas. Quiero ver una mayor gama de software utilizado, para que la personas tengan acceso a la información que necesitan y puedan hacer su trabajo sin tener que comprar una marca determinada de software. En el primer caso, esto debería ayudar a los departamentos a hacer algo tan simple como compartir documentos entre sí con mayor facilidad.

[…]

 

No se trata de prohibir cualquier producto o imponer una lista arbitraria de normas. Nuestro plan, como era de esperarse, se trata de volver a las necesidades de los usuarios, estableciendo nuestras preferencias y asegurándonos de que podemos elegir el software que mejor se ajuste a nuestras necesidades.

Francis Maude

 

Esto trae como aparejado que grandes empresas como Microsoft y Google trabajen para conseguir un mejor soporte hacia ODF, estándar ISO/IEC 26300, si quieren tener cabida en este ecosistema. El resultado final es que todos nos beneficiaremos.